viernes, 5 de octubre de 2012

El horror de Knoxville


El asesinato que tendria que haber horrorizado al mundo entero y que fue ocultado miserablemente.

Este suceso que viene a continuacion, de tener otros protagonistas, seria conocido en todo el mundo y posiblemente seria recordado todos los años en telediarios, programas especiales etc... en cambio no fue asi, por lo tanto me veo en la obligacion moral de publicarlo para que lo veiais los que no lo conocieseis y que lo difundais donde lo veais preciso, cuanto mas quiera silenciar el sistema un hecho tan horroroso como este que pondre, mas nos tenemos que esforzar el resto por romper esas barreras y mostrar a mucha gente lo que este sistema podrido nos quiere ocultar.

Empezare poniendo dos versiones cortas de los hechos (ya que es dificil encontrar en español algo sobre este abominable asesinato y no quiero poner paginas en ingles de momento).


El horror de Knoxville


Las víctimas del Horror de Knoxville Channon Christian y Christopher Newsom fueron ambos violados y asesinados. Abajo los perpetradores del crimen
El horror de Knoxville fue un violento crimen de odio racial perpetrado contra la joven pareja blanca conformada por Channon Christian y Christopher Newsom por un grupo de afroamericanos que incluyó violación, asesinato, mutilación y tortura.

Ocurrió en enero del 2007 en Knoxville, Estados Unidos y se le conoce también como el Asesinato de Channon Christian y Christopher Newsom. La pareja de novios blancos de 21 y 23 años respectivamente, ambos atletas destacados y estudiantes universitarios excelentes, fueron secuestrados en su vehículo por tres afroamericanos: Letalvis D. Cobbins, Lemaricus Davidson y George Thomas. Estos violaron a Christopher Newsom frente a su novia, luego lo sodomizaron con un objeto foráneo y lo castraron vivo para darle muerte a balazos y quemar su cadáver. Channon Christian tendría una agonía más larga, su muerte sobrevendría cuatro días después de abuso sexual y tortura. Fue violada anal, vaginal y oralmente, le orinaron encima, le mutilaron partes del cuerpo (como los pezones), la quemaron con cigarrillos y la golpearon. Fue además violada con un objeto, aparentemente una pata de mesa. Luego, estando aún viva, los negros le lavaron las áreas violadas con detergente y la obligaron a beber la sustancia en aras de borrar las evidencias de ADN contenidas en el semen. Para matarla la envolvieron en cortinas de plástico para así sofocarla y la introdujeron en un bote de basura donde tuvo una muerte lenta. Los tres perpetradores fueron arrestados y condenados (uno a pena de muerte y los otros a cadena perpetua) y su cómplice Vanesa Coleman, afroamericana amiga que había prestado la casa, fue sentenciada a 53 años por facilitar el delito. Todos tenían entre 22 y 28 años de edad. Salvo la mujer, todos los demás tenían previas condenas por delitos violentos.

Aqui otro relato corto de lo sucedido:

LA MATANZA DE KNOXVILLE, TENNESSEE, 7 DE ENERO DEL 2007. Hugh Christopher Newsom, Jr., (23 años) y su novia Channon Gail Christian (21 años) salieron por la noche a un restaurante y nunca volvieron. A punta de pistola, fueron secuestrados, atados, amordazados, sus ojos vendados y llevados en su propio coche a un piso que tenía alquilado uno de ellos.

Allí, violaron a Christopher y le cortaron el pene mientras obligaban a su novia a mirar. Luego lo sacaron a unas vías de tren, le prendieron fuego y, finalmente, lo tirotearon. Lo que le esperaba a ella iba a ser aun peor. Durante cuatro días fue torturada y violada en grupo anal, bucal y vaginalmente por todos ellos, mientras se turnaban en orinarle encima. Al final, le amputaron un pecho, vertieron productos químicos a través de su garganta (en un presunto intento de eliminar pistas genéticas dejadas por su semen) y le prendieron fuego. Posteriormente, descuartizaron sus extremidades e introdujeron los restos de su cuerpo en cinco bolsas de basura. Este crimen nunca llegó a ser referido en los medios de comunicación nacionales americanos. Hubo una ola de indignación y un mensaje de e-mail con la descripción del crimen dio la vuelta a Estados Unidos.


Otros datos:

En una intersección es donde son asaltados.
Para el oficial encargado de dirigir las investigaciones se trata de un caso nunca visto antes: jamás había escuchado antes el grado de vejación a la que sometieron a las desdichadas victimas, llegando a asaltar sexualmente al muchacho inclusive y a castrarlo, y que una mujer haya sido violadora a la par de sus compañeros.
Uno de los acusados según declaraciones posteriores, afirmó que muchas de las torturas a Newsom fueron por diversión y que se “deshicieron” del él para luego abusar de su novia sin reparos. El cuerpo de la joven presentaba signos de haber sido terriblemente torturada y violada.
La prensa y la justicia evaden el denominativo de “crimen de odio” a los asesinatos ocurridos, porque no desean que se sepa de que en realidad se trato de un crimen racial perpetuado contra blancos.
En un momento dado familiares y gente cercana a los asesinados, se ven hasta casi obligados a justificarse alegando que las victimas "no pertenecian a ninguna banda racista" (como si de haberlo sido hubiese estado justificado el crimen).
Los padres de ambos jóvenes al poco tiempo recibieron un permiso del gobierno para demoler la casa donde sus hijos encontraron el infierno e hicieron de ella un monumento con la intención de preservar la memoria de la victimas y de que la historia no se repita.


En este lugar se ubicaba la casa donde se cometieron los asesinatos, demolida luego para hacer un monumento conmemorando a las víctimas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario